miércoles, 7 de mayo de 2014

Monedas

Nueva lucha
en el despertar terrestre.
Rosáceas pestañas
desperezan cuerdas viscosas
viajero de la vía láctea
enredado entre sábanas.
Despierta el campo
su azada fluorescente sobre la broza
limpiando del día
su exilio nocturno.
Te vas a perder entre la muchedumbre
vas a lidiar todas las manos
para no ser alcanzado por ninguna.
Quizá una mirada
retuerza tu pecho para temblar las huellas de tu olvido prematuro.
Como cada día
vas a salvar tu pedazo de cielo
echando monedas
a cualquier desconsolado que bate sus alas.
Vas a tallar tu cinismo
en la plaza del pueblo
agrandando tus pupilas en la inflexión de la voz.
Y vas a seguir tu camino lamiendo la tierra que sucumbe tus pasos.
Tu conciencia diurna
quedó ya salvada.
De nada importa que unos rostros escarchen el asfalto
tus monedas
compraron la limosna de tus pulmones.
Y vas a dar lecciones a los despistados
aquellos voraces que comen sus lenguas
aquellos esclavos que encadenan sus horas
aquellos estrictos que limitan sus versos.
Te has convertido en otro más de aquellos.
Sin duda

en el peor posible.  

1 comentario:

  1. Si os apetece añadirme a vuestra lista de blogs, el mío es:
    http://mi-verso.blogspot.com.es/

    ResponderEliminar